martes, 9 de octubre de 2012

Tipulidae



Las típulas o zancudos (Tipulidae), son unos insectos muy fáciles de distinguir por sus largas y finas patas, y entre las más de 4200 especies descritas, podemos encontrarlos minúsculos (2 mm. sin contar las patas) o bastante grandes (más de 10 cm. de alguna especie tropical, siempre sin contar las patas). Se trata de una de las familias más numerosas dentro de los Dípteros.


Aunque su apariencia pareciera indicar lo contrario, estos parientes de las moscas tienen largas piezas bucales chupadoras (semejando un hocico) para alimentarse de líquidos (son detritívoros), por lo que no pueden picar como los mosquitos. Son totalmente inofensivos, caracterizándose además por su volar torpe y desmadejado, debido a sus largas patas (probablemente una adaptación genética para moverse con cierta soltura entre la hierba alta), que pueden perder con relativa facilidad cuando sus numerosos depredadores (pájaros, murciélagos e insectos) les atacan y no llegan a capturarlos.


Como muchos otros insectos (efemerópteros, algunas mariposas y sobre todo muchas de las polillas), varios de los integrantes de esta numerosa familia solo llegan al estado adulto para aparearse y poner huevos que den lugar a una nueva generación, no llegando siquiera a alimentarse, viviendo el tiempo justo para buscar pareja, procrear y morir.


Muchas de sus larvas son acuáticas, sirviendo de alimento tanto a peces como a aves acuáticas, así como de cebo para el anzuelo de los pescadores. Una característica de los Tipulidae son sus largos halterios (los vestigios del segundo par de alas del resto de insectos), para poder hacer la función de balancines en su vuelo debido a sus largas patas.


Al existir tantas especies, podemos encontrarlos en una amplia variedad de hábitats, bien en forma de larva o de adulto. Se han descrito en prácticamente todo el mundo, en todo tipo de entornos semiacuáticos, desde acantilados, pasando por bosques con madera en descomposición, o en lugares donde crecen musgos o puedan encontrarse plantas y frutas en diversas etapas de putrefacción, incluso en árboles y arbustos, desde el norte del norte (rozando las tierras árticas) hasta los bosques ecuatoriales, y desde el nivel del mar hasta más de 5000 msnm., siendo también uno de los pocos insectos que podremos encontrar, dependiendo de la especie, durante todo el año, en las cuatro estaciones.


Se han encontrado fósiles de tipúlidos de hace más de 45 millones de años, por lo tanto puede considerarse una de las familias más antiguas de dípteros. Investigadores de la Humboldt-Universität zu Berlin han publicado (New Scientist) el hallazgo, al norte de Escocia, de restos fósiles de un probable antepasado de las típulas de hace 400 millones de años, en lo que posiblemente sea el sistema respiratorio y reproductor más antiguo que se conozca.


Árbol taxonómico: Arthropoda/ Insecta / Diptera / Nematocera / Tipulidae

Nombre en inglés : (Large) Crane Flies, "Daddy-Longlegs", "Pterodactyl Fly"
Nombre común: Típula, Zancudo, Mosquitón, Sacaojos ("sacagüeyos" en asturiano)


Distribución: Todo el mundo, en una amplia variedad de hábitats, siempre en relación con el agua. Desde el nivel del mar hasta las altas cumbres (>5000 msnm.).
Hábitat: Casi cualquier zona más o menos húmeda, en lugares donde pueda haber fruta, madera o vegetales en distintos estadios de descomposición.


Familia Tipulidae en bugguide.net (inglés) 
Típula en ecured
Descripción de la familia Tipulidae en inbio.ac.cr
Ficha de la Típula en "Animales Salvajes"
Crane Fly en fcps.edu (inglés)




(c) Javier Díaz Barrera, 2012